vista
Filtros+
Categorías+
VENDIDO
1101. Taller de Andrea y Alberto Tipa, Trápani (Italia, s. XVIII)Nacimiento, coral, cuarzo, carey, latón, nácar y marfil tallado..

Medidas: 41 x 20 x 37 cm. Con marca en la base. Nacimiento asentado sobre una base con zocalo de madera ebonizada, chapeado de carey con molduras de nácar sobrepuestas, que se recubre de concreciones marinas y cuarzo,simulando las montañas; la vegetación la conforman el coral a modo de árboles e hilachas de seda verde; se alzan edificaciones en ruinas, con arco, óculos y columnas de carey y nácar. En lo alto, una nube de nácar, con gloria de rayos dorados, rodea la figura del Padre Eterno y un querubín portando una filacteria con la leyenda “G.I.D.P.O” (Gloria In Excelsis Deo, Pater Omnipotens). Debajo se encuentra el misterio y la adoración de los pastores. María muestra el niño sobre una esterilla realizada en plata. Todas las figuras están realizadas con gran virtuosismo y tienen algunos detalles sorprendentes. Los nacimientos- joya del sur de italia- Nápoles y Sicilia- son la versión más rica de una tradición popular. Obras de gran precio y verdaderas rarezas, ornamentaron gabinetes y cámaras de maravillas. En esta línea de obras destaca la familia Tipa,activa en Trápani -localidad famosa por la pesca y tratamiento del coral- durante el siglo XVIII, formada por el padre Giuseppe y sus hijos Andrea (1725-1766) y Alberto (1732-1783), todos ellos escultores que, además de labrar diversas imágenes, se especializaron en pequeños formatos y nacimientos como el presente. Andrea Tipa, aparte de sus creaciones de gran formato, como la estatua trapanense de Carlos III, creaba belenes con elemento marinos tales como conchas, corales, nácares y caracolas, piedras pómez, etc, donde la presencia del corcho y la vegetación artificial contrastaba con elementos más refinados como sus delicadas esculturas en marfil o alabastro, enmarcadas por ruinas clásicas y ubicadas en equilibradas composiciones. Los personajes suelen repertirse en ciertos tipos: la campesina con la cesta, el cazador, los reyes, algunos pastores, así como el tratamiento de los animales, todo ello al estilo del Barroco pleno, de suma perfección y con el aire de la gran escultura de mármol, pese a su pequeño tamaño, como es el caso que nos ocupa. Aunque casi toda la producción de nacimientos creada por los hermanos Tipa- a quienes atribuimos la presente obra- es parecida entre sí, variando las arquitecturas, la disposición y cantidad de las figuras y la combinación de materiales, señalaremos ciertas semejanzas con el de los Capuchinos de Ciminna, además de los exhibidos en el Museo Pépoli de Trápani, un ejemplar del Museo Civico de Termini Imerese y varios en colecciones privadas, algunos publicados por estudiosos como Di Natale o presentados en exposiciones como el monumental de las Salesas madrileñas, donde se observan soluciones estéticas similares en la orla con el Padre Eterno, las arquitecturas y el aspecto general. Ver: Precopi Lombardo, "Scultori trapanesi “d’ogni materia in piccolo e in grande” nella dinamica artistico-artigianale tra XVIII e XIX secolo" , en Materiali preziosi dalla terra e dal mare, Palermo, 2003, pp. 77-88; Estella Marcos, La escultura barroca de marfil en España: las escuelas europeas y las coloniales, CSIC, 1984, II, Nº cat.43, pp.32-33; Letizia Arbeteta, Vida y Arte en las clausuras madrileña: El ciclo de la navidad, Museo Municipal de Madrid , 1996,Nº cat.32, pp 120-121; Eadem, Oro incienso y Mirra: el Belén en España ,Fundación Germán Sánchez Ruipérez 2000, pp 139-140. Maria Concetta Di Natale y Sophie Bonetti, "Il restauro scientifico per un presepe trapanese in materiali preziosi", OADI, 2016.

Precio salida

25.000 €

VENDIDO

VENDIDO
1101. Taller de Andrea y Alberto Tipa, Trápani (Italia, s. XVIII)Nacimiento, coral, cuarzo, carey, latón, nácar y marfil tallado..

Medidas: 41 x 20 x 37 cm. Con marca en la base. Nacimiento asentado sobre una base con zocalo de madera ebonizada, chapeado de carey con molduras de nácar sobrepuestas, que se recubre de concreciones marinas y cuarzo,simulando las montañas; la vegetación la conforman el coral a modo de árboles e hilachas de seda verde; se alzan edificaciones en ruinas, con arco, óculos y columnas de carey y nácar. En lo alto, una nube de nácar, con gloria de rayos dorados, rodea la figura del Padre Eterno y un querubín portando una filacteria con la leyenda “G.I.D.P.O” (Gloria In Excelsis Deo, Pater Omnipotens). Debajo se encuentra el misterio y la adoración de los pastores. María muestra el niño sobre una esterilla realizada en plata. Todas las figuras están realizadas con gran virtuosismo y tienen algunos detalles sorprendentes. Los nacimientos- joya del sur de italia- Nápoles y Sicilia- son la versión más rica de una tradición popular. Obras de gran precio y verdaderas rarezas, ornamentaron gabinetes y cámaras de maravillas. En esta línea de obras destaca la familia Tipa,activa en Trápani -localidad famosa por la pesca y tratamiento del coral- durante el siglo XVIII, formada por el padre Giuseppe y sus hijos Andrea (1725-1766) y Alberto (1732-1783), todos ellos escultores que, además de labrar diversas imágenes, se especializaron en pequeños formatos y nacimientos como el presente. Andrea Tipa, aparte de sus creaciones de gran formato, como la estatua trapanense de Carlos III, creaba belenes con elemento marinos tales como conchas, corales, nácares y caracolas, piedras pómez, etc, donde la presencia del corcho y la vegetación artificial contrastaba con elementos más refinados como sus delicadas esculturas en marfil o alabastro, enmarcadas por ruinas clásicas y ubicadas en equilibradas composiciones. Los personajes suelen repertirse en ciertos tipos: la campesina con la cesta, el cazador, los reyes, algunos pastores, así como el tratamiento de los animales, todo ello al estilo del Barroco pleno, de suma perfección y con el aire de la gran escultura de mármol, pese a su pequeño tamaño, como es el caso que nos ocupa. Aunque casi toda la producción de nacimientos creada por los hermanos Tipa- a quienes atribuimos la presente obra- es parecida entre sí, variando las arquitecturas, la disposición y cantidad de las figuras y la combinación de materiales, señalaremos ciertas semejanzas con el de los Capuchinos de Ciminna, además de los exhibidos en el Museo Pépoli de Trápani, un ejemplar del Museo Civico de Termini Imerese y varios en colecciones privadas, algunos publicados por estudiosos como Di Natale o presentados en exposiciones como el monumental de las Salesas madrileñas, donde se observan soluciones estéticas similares en la orla con el Padre Eterno, las arquitecturas y el aspecto general. Ver: Precopi Lombardo, "Scultori trapanesi “d’ogni materia in piccolo e in grande” nella dinamica artistico-artigianale tra XVIII e XIX secolo" , en Materiali preziosi dalla terra e dal mare, Palermo, 2003, pp. 77-88; Estella Marcos, La escultura barroca de marfil en España: las escuelas europeas y las coloniales, CSIC, 1984, II, Nº cat.43, pp.32-33; Letizia Arbeteta, Vida y Arte en las clausuras madrileña: El ciclo de la navidad, Museo Municipal de Madrid , 1996,Nº cat.32, pp 120-121; Eadem, Oro incienso y Mirra: el Belén en España ,Fundación Germán Sánchez Ruipérez 2000, pp 139-140. Maria Concetta Di Natale y Sophie Bonetti, "Il restauro scientifico per un presepe trapanese in materiali preziosi", OADI, 2016.

Precio salida: 25.000 €

VENDIDO